La calabaza es la reina del otoño y en Halloween es la protagonista absoluta. Hoy queremos rendirle un homenaje con la receta de flan de calabaza, y que hará las delicias de los peques y mayores. Se prepara muy fácilmente y nos aporta una gran cantidad de fibra y antioxidante.

Ingredientes

Elaboración

Primero pela la calabaza y córtala en rodajas anchas. Colócalas en una olla con agua hirviendo hasta que esté cocida. Ten cuidado para que no llegue a deshacerse.

Ahora tienes que escurrir la calabaza y pasarla por la batidora hasta que logres un puré. Luego añade los huevos, la leche evaporada, el azúcar y la cucharadita de extracto de vainilla. Tienes que mezclar bien para lograr una crema homogénea.

Prepara unos moldes con el caramelo. Además del fondo también tienes que impregnar los laterales. Vierte la crema en ellos. Mételos en el horno al baño María a 165º durante 50 minutos, dependiendo de la potencia de tu horno, hasta que se cuaje el centro.

Espera a que se enfríen para desmoldarlos. Puedes ayudarte de un cuchillo fino para despegarlos del molde. Luego podrás colocarlos en un plato acompañado de un yogur griego sin azúcar o nata.

¡A disfrutar de Halloween!